Urólogo en Monterrey | Dr. Juan Acuña

Los 5 peores alimentos para la salud de tu próstata

Carne roja

No es suficiente saber cuáles son los alimentos que deberías de comer para mantener sana tu próstata.

También deberías de conocer los alimentos que pueden hacerte daño. Así podrás evitarlos.

Puede que algunos alimentos de esta lista te sorprendan, pero debes eliminarlos de tu menú si quieres promover la salud de tu próstata.

Alimentos hechos con leña o carbón

Alimentos cocidos a muy altas temperaturas producen una sustancia denominada aminas heterocíclicas.

Además, cuando la grasa de los alimentos cae directamente en la fuente de calor (carbón o leña), se produce humo. Esto genera una sustancia denominada hidrocarburo aromático policíclico.

Tanto las aminas heterocíclicas como los hidrocarburos aromáticos policíclicos están asociados con el riesgo de padecer varias formas de cáncer, incluyendo el cáncer de próstata.

Carne roja y procesada

Comer mucha carne roja y procesada no es saludable por muchas razones. Una de ellas es que puede incrementar tu riesgo de padecer cáncer de próstata.

Estudios demuestran que los hombres que comen carne roja como principal fuente de proteína son:

  • 12% mas propensos a desarrollar cáncer de próstata.
  • 33% más propensos a tener un cáncer avanzado.

Esto en comparación contra aquellos que comen menos cantidades de carne roja.

Carne no orgánica

La carne no orgánica constituye la mayoría de la carne disponible en el mercado.

Los animales criados para nuestro consumo involucran el uso de hormonas, antibióticos y estereoides. Además, los alimentan con comida que sus organismos no fueron diseñados para consumir.

Procura que la carne que incluyas en tu dieta sea de procedencia orgánica. Así te aseguras de que tus alimentos no contienen aditivos que tienen un impacto negativo en tu próstata.

Calcio y lácteos

La fuente más común de calcio son los lácteos.

Ciertas investigaciones han evidenciado el hecho de que el alto consumo de calcio (a través de suplementos y lácteos) está relacionado con un incremento en el riesgo de cáncer de próstata.

Además, la mayoría de los lácteos son altos en grasa y colesterol. También pueden tener hormonas. Todo esto podría tener un impacto negativo en tu próstata.

Tomates enladatos y productos de tomate

Los tomates ayudan a mejorar la salud de la próstata debido a que contiene una sustancia llamada licopeno. Sin embargo, debes evitar el tomate enlatado.

El revestimiento de las latas contiene bisfenol-A. Esta sustancia puede colarse hacia dentro del tomate.

El bisfenol-A está asociado con un incremento en el riesgo de cáncer de próstata y otros problemas de salud.

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete para recibir los artículos nuevos directo en tu bandeja de entrada.